Relacionado con: , , ,

¿Qué nos aportan las franquicias?

¿Qué es mejor?, ¿emprender de la mano de una franquicia o empezar mi negocio desde cero?

¿Es más caro abrir una franquicia que un negocio propio?

No tenemos una bola de cristal (¡ya nos gustaría!); sin embargo, la experiencia y el sentido común nos dan algunas respuestas.

Las franquicias son modelos de negocio que funcionan. Detrás de cada una de ellas hay uno o varios emprendedores que cometieron errores, superaron obstáculos y evolucionaron hasta dar con una buena fórmula que consolidaron. Más tarde, se propusieron crecer y vieron en la franquicia una forma óptima de conseguirlo, poniendo su marca y su saber hacer al servicio de otros emprendedores.

“Sí”, puedes estar pensando, “pero las franquicias suelen tener un coste de inversión elevado…”. Bien, pues depende como se mire. ¿Cuál es el coste de un error empresarial?, ¿cuánto vale no equivocarse? Este es un factor clave que en el momento de la decisión final puede inclinar la balanza hacia una u otra opción.

Por otro lado, las franquicias cuentan con estructura operativa y administrativa sólida, lo cual no suele estar al alcance de quién emprende en solitario. Gracias a una empresa que precisa de una buena organización para hacer funcionar su red de franquicias, los franquiciados pueden disponer de servicios prestados por profesionales que velan por el análisis financiero de sus negocios, por su protección jurídica, por sus recursos humanos, su comunicación, etc.

Asimismo, hay quien dice que las franquicias restan belleza a los ejes comerciales, al tratarse de tiendas o establecimientos con una imagen establecida y que siempre es la misma. Imagen que, por cierto, ha sido estudiada previamente para satisfacer nuestros gustos; es decir, que consumidores y clientes encontramos atractiva. Es cuestión de prioridades. Para Top Ten Franquicias la belleza se encuentra en aquellos negocios que funcionan y, probablemente, para los empresarios (franquiciados o no) también.


Entradas Relacionadas